René Descartes, padre de la filosofía moderna, pensamiento y métodos

René Descartes fue un filósofo, matemático y físico francés, es reconocido como el padre de la filosofía moderna, sus fundamentos están basados en la libertad absoluta del pensamiento y de la existencia de Dios como un ser perfecto y supremo, igualmente estableció las bases para el establecimiento de la razón para la adquisición del conocimiento y proclamar su célebre frase Pienso, luego existo. A continuación, te invitamos a conocer un poco más sobre éste polifacético personaje que lideró los movimientos del Racionalismo y del Cartesianismo.

RENÉ DESCARTES

¿Quién fue René Descartes?

René Descartes conocido también como Renatus Cartesius, nació en La Haye – Touraine Francia el 31 de marzo de 1596 y falleció en Estocolmo Suecia el 11 de febrero de 1650. Descartes fue un filósofo, matemático y físico, es reconocido  como el creador de la filosofía moderna establecida en el periodo del siglo XV hasta el siglo XVIII y en el cual se acentuó el racionalismo para la resolución de los problemas, así como los aspectos relacionados entre el pensar y el ser.

Descartes se caracterizaba por ser dualista, ya que aseveraba que siempre están presente dos elementos en el ser, la primera relacionada con el cuerpo que posee la propiedad de la extensión y  la segunda  relacionada con el alma que posee la característica del pensamiento, pero para llegar a estas hipótesis vamos a conocer un poco más de su infancia y de sus estudios:

Infancia

René Descartes, nació en el seno de una familia de clase baja de la nobleza francesa en la población de La Haye que la actualidad se denomina Descartes, su padre fue Joachim Descartes consejero en el Parlamento de Bretaña y su madre fue Jeanne Brochard, quien falleció cuando René tenía pocos meses de haber nacido, por lo que fue criado por su abuela materna y por su nodriza la cual permaneció ligada a él por el resto de su vida, sus hermanos fueron Pierre, Joachim, Jeanne  y Anne,  fue nieto del alcalde de la ciudad francesa de Nantes.

Siendo aún muy pequeño su padre lo llamaba pequeño filósofo, ya que desde muy niño se planteaba muchas interrogantes, a los 8 años René Descartes ingresó al colegio jesuita de La Fleche catalogado como uno de los mejores colegios de Europa, uno de sus profesores fueron los sacerdotes François Fournet el cual era doctor en filosofía y Jean François especialista en matemática, aunque tenía problemas de salud y no le permitía recibir clases en las mañanas, era muy apreciado por sus profesores debido a su fortaleza intelectual.

Los estudios que recibió en la entidad educativa marcó su formación intelectual, ya que los programas educativos de la institución eran variados y los mismos giraban en la enseñanza tradicional y las artes liberales, ya que la misión  de la institución educativa era la preparación de hombres orientados a los servicios y funciones políticas.

RENÉ DESCARTES 1

Estudios

René Descartes, recibió una sólida capacitación en colegio jesuita de La Fleche en los ámbitos de la cultura clásica, aprendió los idiomas de latín y griego, conoció las obras de Cicerón, Horacio, Virgilio, Homero, Platón y de Aristóteles las obras de Órganon, Metafísica, Ética a Nicómaco, física y biología los cuales marcaron su pensamiento crítico. Igualmente recibió educación sobre matemáticas, astronomía, música y arquitectura, en este colegio obtuvo el título de Bachiller.

René Descartes ingresó a los 18 años a la Universidad de Poitiers ubicada en la ciudad de Poitiers – Francia, con el objetivo de estudiar Derecho y Medicina, para el año de 1616 con 20 años obtiene el título de licenciado en Derecho.

Los aportes a la filosofía de René Descartes

Se considera a René Descartes como el creador de la filosofía moderna, especialmente por sus análisis que lo llevaron a rechazar las verdades recibidas de las corrientes teológica – filosófica,  el cual pertenece al pensamiento medieval llamado escolástica  la cual tenía sus fundamentos entre la fe y la razón y se utilizaba para comprender las revelaciones del cristianismo; Descartes ataca los prejuicios, centra sus investigaciones en los problemas del conocimiento para poder establecer la resolución de otros problemas como la moral, la medicina y la mecánica, por lo cual estableció una serie de aportes filosóficos entre los cuales se encuentran los que a continuación se mencionan:

Duda metódica

René Descartes estableció la técnica y el fundamento, para establecer los cimientos del conocimiento verdadero, estableciendo desde donde iniciar y cómo demostrar o relacionarse con los diferentes conocimientos establecidos en el mundo, éste método se pone en relevancia en el siglo XVII, sin embargo son muchos filósofos anteriores a su época que tienen enunciados  equivalentes, tanto en su contenido, como en las evidencias de similitudes formales, lo que hace suponer que René Descartes, pudo haberse inspirado en aquellas teorías filosóficas para establecer su Duda Metódica.

En la Duda Metódica,  René Descartes, establece el objetivo de buscar y encontrar verdades reales, palpables y ciertas que no generen ningún tipo de duda en lo absoluto, que permitan establecer el establecimiento del conocimiento con indiscutible confirmación, por lo que el primer problema que se plantea es cómo encontrar esa verdad y plantea el método de la duda.

A través de éste método René Descartes, se plantea la pregunta de decidir por dónde iniciar la búsqueda, por lo que procede a descartar cualquier presunción o hipótesis en la cual haya alguna duda preexistente, ya que si se presenta la vacilación o la incertidumbre el supuesto podría ser tanto verdadero como falso y sobre esa base no se permitiría construir el conocimiento.

Esta situación hace que René Descartes publique en el año de 1637 “Je pense, donc je suis” – Pienso luego existo, primero en el idioma Francés en su libro el Discurso del Método y posteriormente en el año de 1644 en su libro en el idioma latín Principios de la filosofía  «Cogito, ergo sum».

RENÉ DESCARTES

Para el establecimiento de la Duda Metódica René Descarte estableció tres niveles de dudas:

I. La Duda de los sentidos o de las percepciones

René Descartes indica: “Todo lo que he admitido hasta el presente como más seguro y más verdadero lo he aprendido de los sentidos o por los sentidos; ahora bien, he experimentado que, a veces, tales sentidos me engañan  y es prudente no fiarse nunca por completo de quienes nos han engañado alguna vez”.

Descartes establece que a través de las percepciones se ponen de manifiesto el mundo material el cual nos permite tener un conocimiento de las sensaciones que se aceptan como indiscutibles, sin embargo es una realidad que los sentidos pueden hacer que vivamos engañados, esta situación se plantea ya que existen ilusiones que hacen ver al mundo de una manera diferente y esta situación se da cuando por ejemplo se introduce un palillo en un vaso de agua y lo vemos deforme o doblado, pero se sabe que el palillo está entero y sin ningún doblez.

Esta situación también cuando se observa a la distancia una torre con diferentes proporciones y cuando se acerca al objetivo se puede evidenciar que la torre es simplemente cuadrada, por lo que las verdades pueden ser engañosas y es un hecho de que esta situación siempre está presente, por lo que estos escenarios llevan a Descartes a la búsqueda de la verdad de manera absoluta o total, que no se  permita que haya lugar a dudas, por lo que la verdad no puede provenir de las percepciones o de los sentidos.

RENÉ DESCARTES

II. El sueño y la vigilia – dormido o despierto

Con la anterior teoría René Descartes hace que se dude y se desconfíe de los sentidos, sin embargo, él continúa desconfiando de la realidad que nos rodea y establece que:

En muchas ocasiones  ha soñado que ha estado en algún lugar, vestido y calentándose junto a un agradable fuego, cuando en la realidad lo que ha estado es durmiendo, por lo que a través del sueño estuvo engañado en una situación en particular por ilusiones; profundizando este hecho, él pudo establecer que no hay pruebas definitorias, para distinguir de manera clara donde termina el sueño y donde comienza la vigilia y no logra convencerse de que está realmente durmiendo.

Todos los seres humanos han pasado por esa situación, en donde podemos tener sueños que parecieran que son situaciones reales, tenemos que esperar a despertar para establecer que era sólo un sueño, por lo que se puede estar dormido y tener percepciones de nosotros mismos y del mundo que nos rodea, a través de un sueño.

Por lo que René Descartes, establece el segundo motivo de la duda, es que no sólo se debe dudar de las cosas que observamos, sino que se debe dudar de la  propia existencia, por lo que lleva a objetar la percepción y la seguridad sobre la presencia del cuerpo y del mundo que lo rodea.

RENÉ DESCARTES

III. El genio perverso – fundamentos matemáticos

René Descartes indica: “Supondré que hay, no un indiscutible dios, sino todo lo contrario un genio perverso, que tiene mucho poder y es capaz de confundir, el cual ha aplicado todos sus conocimientos para engañarme”.

René Descartes establece que todos los seres humanos fueron creados por un genio perverso, que indujo a la inteligencia de tal forma que haga que se equivoque cuando piense que ha logrado alcanzar la verdad; por tal motivo la duda afecta a todos los conocimientos, los cuales están también incluidos los fundamentos matemáticos, los cuales siempre se han considerado incuestionables y totalmente ciertos.

A través de la duda metódica,  Descartes rechaza como real y absoluto el conocimiento en su totalidad, desde las percepciones o interpretaciones simples hasta llegar inclusive a la existencia del mundo, según él no hay una verdad o certeza, que no sea analizada a través de la duda metódica.

RENÉ DESCARTES

Las 3 clases de ideas

René Descartes estableció que hay una existencia de tres clases de ideas o contenidos mentales, las cuales son las que a continuación se señalan:

Ideas adventicias

Las ideas adventicias son las generadas de los sentidos o de las emociones, las mismas pueden ser sencillas, complicadas o complejas, llegan desde el exterior o sea de la experiencia y por eso se le denomina adventicias ya que provienen de las vivencias percibidas que se tienen del mundo y de los que nos rodea.

Bajo esta premisa René Descartes estableció su primera duda, en relación con la incertidumbre que le provocaba la Filosofía Empirista que basan en el conocimiento de la experiencia desde el punto de vista del origen y del  contenido,  por lo que todo debe ser válido.

Descartes analizó el contenido de esta filosofía  empirista y estableció que a partir de las ideas,  no se puede establecer si las mismas provienen de las afueras de la mente ni de un mundo exterior, esta situación es sólo una tendencia subjetiva que lleva al ser humano a creer, igualmente estableció que la verdad del mundo exterior, de donde se generan las ideas adventicias y están generadas por Dios.

RENÉ DESCARTES

Ideas facticias

Según René Descartes las ideas facticias son las procedentes de las ideas generadas por nuestra propia mente, las cuales nacen de la memoria y de la imaginación, las mismas están catalogadas como de ideas complejas las cuales se forman de la combinación de ideas simples por lo que se generan un caudal de ideas, invenciones o construcciones mentales,  entre las que se pueden mencionar la belleza, el universo, los marcianos, el mundo paralelo, los cuentos de fábulas, la ilusión, entre otros, por lo que las ideas facticias están relacionadas con la ficción de la mente y que se desarrollan según las necesidades del ser humano y sus creencias.

Ideas innatas

Según René Descartes, las ideas innatas son las que provienen con el ser humano, del yo desde su nacimiento, por lo que ya están en la mente y en el entendimiento, no son producto de las adventicias por situaciones emocionales o percibidas por los sentidos, ni son productos de la imaginación, por lo tanto son ideas axiomáticas que no requieren ser demostradas para saber que son una realidad absoluta o  que son verdades incuestionables por lo que son válidas universalmente, como por ejemplo la idea de la existencia de Dios, los teoremas de la geometría o del sistema cartesiano, la idea del infinito, la idea del cogito ergo sum – pienso, luego existo, entre otras.

El discurso del método

El discurso del método cuya denominación completa es el Discurso del método para conducir bien la propia razón y buscar la verdad en las ciencias, está considerada como una de las principales obras escrita por René Descartes, la misma fue publicada en Holanda en el año de 1637,  de manera anónima y estaba conformada por tres ensayos denominados Dióptrica, Meteoros y Geometría y agrupados bajo la denominación de Ensayos filosóficos.

La denominación del Discurso del método fue intencional,  ya que en una carta dirigida al sacerdote, matemático y filósofo francés Marin Mersenne,   le expone que a través del título de la obra establece sus intenciones que con la información plasmada en el libro, no intenta enseñar sino hablar sobre su discurso sobre el método para llegar a la verdad y de ésta manera puso un límite o barrera sobre cualquier inconveniente que se pudiera presentar y escapar de esa manera de la condena que pudiera surgir de la iglesia, tal como le había ocurrido a Galileo y cuyas bases en esta obra no estaban muy alejadas por lo establecido por el astrónomo, matemático, astrónomo y filósofo Galileo Galilei. La obra el Discurso del Método se divide en seis partes,  las cuales señalan lo siguiente:

Primera Parte

René Descartes, establece una autobiografía de su aprendizaje y pone en entredicho los conocimientos adquiridos en su proceso de enseñanza en la educación; realiza una propuesta de un nuevo método para adquirir conocimientos, realiza una severa crítica al aprendizaje de las ciencias y de la filosofía escolástica recibida en el sistema escolar, establece que sólo las matemáticas son las que poseen la verdad absoluta, duda sobre los conocimientos que poseen otras personas relacionados con los viajes ya que se presentan contradicciones entre los diferentes actores que relatan sus viajes, así como las características presentes en cada población, lo que no le permite establecer una verdad absoluta y  establece que la forma de hallar y descubrir la verdad está en cada uno de los seres humanos.

Segunda Parte

Al inicio de este capítulo René Descarte, se refiere al invierno y la tranquilidad que le daba aquel ambiente para iniciar la elaboración de su método. Indica que los fundamentos de las diferentes ciencias han sido elaborados por diferentes autores cada uno de ellos con sus  propias opiniones, por lo cual las mismas tienen el verdadero saber absoluto.

Esta situación lo lleva a plantear para que se desista y se abandone a la multiplicidad de opiniones y que se opte por elegir otras opiniones que vayan con el entendimiento de cada ser humano, ya que las creencias que se nos han inculcado a través de la educación y de nuestras familia y que las mismas son cambiantes de acuerdo al entorno en el que se haya nacido, así como de las personas que las hayan transmitido, por lo que indica que se deben modificar o ajustar esas creencias, dándole importancia en el reconocimiento de lo verdadero y lo falso desde el punto de vista del criterio personal.

René Descarte hace énfasis que su opinión no está encaminada a la reforma de la enseñanza oficial ni en lo establecido en el orden social, sólo aclara cómo él ha conducido esa reforma desde su propio pensamiento, una vez como pone en el relieve la aclaratoria, establece la decisión de dudar de manera sistemática y organizada sobre todo lo que lo rodea por lo que establece los fundamentos de su naciente método, los cuales se cimientan en la lógica, en análisis geométrico y el álgebra y destacan en estas cuatros pautas:

  1. No aceptar nunca algo como verdadero, sin previamente haberse asegurado con evidencias que realmente es cierto.
  2. Fraccionar cada una de los problemas objeto de análisis o examen, en tantas partes como fuere necesario para así analizar y buscar la mejor alternativa de solución.
  3. Administrar de manera ordenada los pensamientos, iniciando con los problemas o situaciones más simples y fáciles de resolver o conocer e ir ascendiendo gradualmente hasta llegar a las situaciones más complejas.
  4. Realizar un recuento o revisión integral de los acontecimientos objeto de análisis de manera de que pueda estar seguro de que no se obvió ni se omitió ningún elemento.

Tercera Parte

René Descartes establece que se tiene que crear un valor moral provisional que permita regir su vida, las cuales están basada en los siguientes criterios:

  1. Regirse por las leyes y tradiciones de su país, respetar a la religión y llevarse por las opiniones moderadas.
  2. Ser firme y decidido en las acciones a emprender y seguir con menos firmeza los criterios inciertos.
  3. Cambiar los deseos internos antes que querer cambiar el mundo, solo nuestros pensamientos están en nuestro poder.

Cuarta Parte

René Descartes sienta las bases para el establecimiento de la duda metódica, ya que todo lo que se percibe a través de los sentidos es equívoco, él se da cuenta que mientras duda está en el proceso de pensar y establece que si piensa existe, por lo cual crea un nuevo principio filosófico Pienso luego existo y a partir de este argumento, establece la existencia de Dios.

Quinta Parte

René Descartes realiza una explicación del mundo, de cómo el sol produce la luz, el cielo y cómo ésta luz se se transmite a la tierra y  cómo se reflejan en  los planetas, igualmente determina las funciones vitales del hombre, indicando cómo el corazón se dilata y se contrae a causa del calor y como esa vitalidad es transportada a los distintos órganos. Igualmente  establece las diferencias entre el hombre y los animales, indicando que éstos últimos no tienen pensamiento ni alma racional, que actúan conforme a su naturaleza ya que no poseen el juicio para pensar.

Sexta Parte

René Descartes establece varias reflexiones sobre la importancia de la investigación científica, cuestiona sus investigaciones razonando los pros y los contras de las mismas, señala que el progreso científico aporta beneficios morales y materiales y que es necesario compartir las experiencias de otras personas para el avance científico.

Señala que quiere dedicarse a la medicina y que no desea ser una persona importante, para poder dedicarse a sus estudios sin impedimentos ni interrupciones.

Dios

René Descartes establece la idea de Dios, como un ser supremo absoluto, inagotable, inmortal, inalterable y perfecto;  por el contrario, los seres humanos son limitados e imperfectos que pueden establecer ideas relacionadas con el triángulo o la justicia, pero la idea de Dios como ser supremo y perfecto no puede nacer de la racionalidad del ser humano, por lo que Dios con su poder se colocó en el ser humano de manera perfecta.

Por consiguiente, Dios existe y como es un ser perfecto, no se le puede engañar, ni los seres humanos nos podemos engañar sobre esa verdad, tampoco se puede permitir la existencia de un genio perverso que nos pueda engañar haciendo creer que es real un mundo inexistente, por lo que la presencia de Dios responde y asegura el juicio certero.

René Descartes, establece la existencia de Dios a través de los siguientes principios:

  1. Si poseemos conciencia de que somos de naturaleza imperfectos, es porque estamos en la capacidad de poder identificar en qué radica una naturaleza perfecta.
  2. Si los seres humanos conocen lo que es perfecto, nos hubiésemos creado de manera perfecta y no fue así;  por lo que se requiere de un creador perfecto para crear nuestro ser. Por lo tanto, dependemos de Dios para todo ya que sin él nada podría existir.
  3. La justificación para la existencia de Dios es que es un ser perfecto y cuando se piensa en la perfección eso es Dios.

René Descarte afirma que Dios es infinitamente bueno  y a través de él está garantizada los modelos de las ideas verdaderas, sin embargo pone en relevancia que es el deber y la responsabilidad de los seres humanos y no es atribuible a  Dios, el poder desatar los aspectos relacionados con las ilusiones y evitar los errores.

Aportes a otras ciencias

Los aportes de René Descartes también están direccionados a las matemáticas y la física por lo que se puede establecer que sus contribuciones a la humanidad son los siguientes:

Matemáticas

Los aportes en el ámbito de las matemáticas en el progreso de la geometría cartesiana el cual utiliza las ciencias matemáticas para estudiar las dimensiones de las figuras, como por ejemplo las distancias, las áreas, los puntos donde se interceptan, los ángulos de inclinación, los volúmenes, entre otras características, el cual se emplea el álgebra donde hay una representación de signos, letras y operaciones aritméticas, para representar la geometría.

René Descartes concibió la representación de las incógnitas en las ecuaciones representadas con los signos de x, y, z, igualmente estandarizó el uso de los superíndices que es la tipografía representada por número o letras que se presenta de formato más pequeño que la escritura normal por encima de la línea de la escritura sobre la tipografía, para señalar los exponentes por ejemplo X, que se refiere que el valor de X es al cuadrado.

Igualmente se presentan los teoremas de Descartes, en relación a los defectos angulares en la geometría, en donde hace relación a la propiedad de un conjunto de ángulos, el teorema de los círculos de las cuatro tangentes. Las investigaciones realizadas por René Descartes, fueron las bases para los trabajos realizado por matemáticos Isaac Newton y Gottfried Wilhelm Leibniz, quienes emplearon el cálculo infinitesimal, para solucionar los problemas de las líneas tangentes, permitiendo la evolución del Álgebra a las matemáticas modernas.

Física

René Descartes fue seguidor de las filosofías y bases científicas establecidas en la revolución renacentista, relacionadas con la física aristotélica, las cuales eran afines con los estudios relacionados con la física, la cosmología y la astronomía, con el heliocentrismo del astrónomo Copérnico en el cual se estableció  el estudio del movimiento de la tierra y de los planetas alrededor del sol y del corpuscularismo del matemático Gassendi en el cual establece que toda la materia está compuesta de corpúsculos o de partículas de materia.

René Descartes aplicó conjuntamente con Galileo las fórmulas matemáticas y geométricas para establecer las investigaciones físicas relacionadas con el espacio, por lo que Descartes estableció  una idea racional de la extensión de los cuerpos y niega el vacío. La física de Descarte indica que la extensión llena el espacio en forma continua y que los remolinos producen una movilidad y  un desplazamiento constante en los astros, René Descarte se especializa en el estudio del universo basado en la obra de Galileo.

Obras de René Descartes

Algunas de las obras de René Descartes fueron revolucionarias para su época, otras fueron publicadas después de su muerte, entre sus obras destacan las que a continuación se señalan:

  • Reglas para la dirección del espíritu, escrita en 1628, fue una obra inconclusa y se publicó después de su muerte en el año de 1701.
  • El mundo o tratado de luz, escrita entre los años 1629 y 1633, el cual fue retirada de la imprenta, cuando René Descartes se enteró del proceso de inquisición realizado a Galileo en el año de 1633, el libro fue publicado en el año de 1664.
  • Discurso del método para dirigir la razón y hallar la verdad en las ciencias, publicado en el año 1637.
  • La Geometría, Dióptrica y Los meteoros, estos tres artículos fueron publicados en el año de 1637.
  • Meditaciones metafísicas, publicada en 1641 y posteriormente en 1642.
  • La búsqueda de la verdad se escribió en el año de 1642, y se publicó después de su muerte.
  • Principios de la Filosofía, fue escrita en el año de 1644, esta obra fue diseñada como un manual instructivo para la enseñanza.
  • Las pasiones del alma, fue publicado en 1649.
  • Reglamento de la sociedad científica, obra realizada a solicitud de la reina Cristina de Suecia.

René Descartes, también escribió varios artículos y tratados científicos de cortas extensión, los cuales no llegaron a ser publicadas, igualmente muchas de sus obras fueron traducidas y editadas en varios idiomas entre los que destacan el español y el inglés.

Si fue de su agrado este artículo, te invitamos a visitar los siguientes enlaces:

(Visited 46 times, 1 visits today)